Vie. Feb 23rd, 2024


Pese a la gran cantidad de explosiones, estas no han podido ser observadas debido a la alta nubosidad que cubre la zona

  • El Sangay, de 5.230 metros de altitud, está situado en la llamada Cordillera Real, un ramal de los Andes en la provincia amazónica de Morona Santiago y forma parte del medio centenar de volcanes que posee Ecuador. Foto de archivo. José Jácome/EFE

EFE

Quito, Ecuador

El volcán ecuatoriano Sangay ha generado en el último día 853 explosiones, lo que supone una media de 35,5 cada hora, según se desprende de un informe emitido este sábado por el Instituto Geofísico (IG) de la Escuela Politécnica Nacional.

Además, la montaña ha generado en las últimas 24 horas un total de 79 episodios de tremor de emisión, relacionados con el movimiento de fluidos en el interior del conducto volcánico del coloso que se yergue en la provincia amazónica de Morona Santiago (sureste).

Pese a la gran cantidad de explosiones, estas no han podido ser observadas debido a la alta nubosidad que cubre la zona, agregó la fuente.

El IG indicó que un sistema de vigilancia por satélite ha observado la emisión de ceniza y gases volcánicos del Sangay, de 5.230 metros de altura sobre el nivel del mar.

Esas emisiones han formado columnas, como nubes, de hasta 2.070 metros sobre el cráter del coloso y que por la dirección del viento se han dirigido hacia el noroeste de la montaña.

El IG explicó que la tarde del viernes midió el nivel de dióxido de azufre (SO2) emanado al aire por el volcán, con un resultado de 611,8 toneladas.

Este volcán, en actividad constante, forma parte del medio centenar de este tipo de montañas que posee el país, la mayoría ubicados en la denominada “Avenida de los volcanes”, en la zona andina.

Según varios investigadores, el Sangay debe su nombre a la voz kichwa “samkay”, que se traduce como espantar o aterrorizar, aunque también podría provenir del vocablo shuar “shanga”, que se interpreta como bondadoso.