Lun. Jun 17th, 2024


Gianluca Ginoble, Ignazio Boschetto y Piero Barone han demostrado desde el 2010, con su primer debut, que el amor hacia la música clásica no tiene edad

  • En el Teatro Nacional se vivió un concierto rebosante de pasión, energía y entrega con el trío Il Volo.  

Kharla Ceballos

Santo Domingo. RD

La música clásica y la ópera, géneros que han transcendido a lo largo de la historia,  siendo Italia su cuna, siempre se ha asociado al público más maduro o conocedor. Sin embargo, Il Volo, el trío de músicos italianos amantes del Belcanto, ha desmontado este mito, trayendo su pasión por lo  clásico y las baladas románticas a la escucha de las generaciones más jóvenes.

El barítono Gianluca Ginoble y los tenores Ignazio Boschetto y Piero Barone han demostrado  que el amor hacia este tipo de música no tiene edad.

Luego de cuatro años fuera de los escenarios dominicanos, y a diez años de su primera vez en Santo Domingo, el trío musical clásico volvió este miércoles 29 con “Il Volo Live in Concert”, bajo la producción de Cesar Suarez Pizano.

Su espectáculo logró un “a casa llena” en la sala principal del Teatro Nacional Eduardo Brito, donde adultos, jóvenes e incluso niños se unieron para disfrutar de estas memorables voces.

El escenario abrió sus cortinas a las 8:55 de la noche, momento en que entre las luces, los aplausos y los gritos emocionados de la audiencia, Piero Barone, Ignazio Boschetto y Gianluca Ginoble, se mostraron ante el público en conjunto de la orquesta sinfónica, la cual estuvo bajo la batuta de Amaury Sánchez. 

Abrieron la noche con un tributo a la memorable pieza de “The Ecstasy of Gold” de Ennio Morricone”, seguido de “Nessun Dorma” de Turandot de Puccin, un aria emblemática dentro del canto lírico.

“¡Buonasera tutti, buonasera!”, exclamaron en su lengua natal al presentarse ante el público. Los tres jóvenes demostraron gran presencia en el escenario, es inevitable sacar a relucir el gran sentido del humor que poseen este trio, quienes entre chistes, anécdotas e historias, rompieron el hielo y ganaron la simpatía de cada uno de los espectadores, pues si algo puede caracterizar este show serían las risas, la calidez y el contacto con el público.

Entre su repertorio, aparte de rendir homenaje a piezas del arte clásico, también incluyeron canciones de su más reciente álbum, tres voces un alma, interpretando éxitos como “Perdóname”o “Tan enamorados”. Así mismo, hicieron, tributo a los grandes clásicos latinos y a los artistas legendarios de la música hispana, dándole vida a temas de Julio Iglesias, José José, Luis Miguel, entre otros.

Il Volo, aunque es conocido por ser un trio musical desde sus inicios, también es cierto que cada uno de sus integrantes tiene una marcada personalidad y carácter distintivos, por este motivo, desde hace aproximadamente 5 años han decidido dar un espacio es sus conciertos para que cada uno pueda expresar sus gustos y abrirse de manera personal con sus espectadores.

Este evento no ha sido la excepción, pues a mitad de la presentación, cada uno tuvo la oportunidad de interpretar su pieza favorita, iniciando Ignacio, quien vocalizó “All by myself” de la icónica Celine Dion.

Le siguió Gianluca, quién cantó “Can’t Help Falling in Love” de la leyenda Elvis Presley, quien destacó fue su más grande inspiración a seguir sus sueños en la música. Por último, Piero entonó las notas de una pieza del arte lírico clásico.

El concierto duró aproximadamente dos horas y media, en las que el público permaneció eufórico y energético hasta el cierre.

Al final del concierto, Il Volo se despidió con una última interpretación de “Volare”, la canción clásica italiana que hizo que todo el auditorio se pusiera de pie a bailar y cantar a coro.