Lun. Jul 15th, 2024
  • Foto: Fuente Externa.

Eliana Ledesma

Santo Domingo, RD

El encargado de la División Operación Sistemas de Riego en el Indhri, Luis Cuevas, informó este martes que esperan en las próximas 48 a 72 horas, el escurrimiento de las presas de Hatillo y Rincón, luego que terminen de generarse las lluvias tras el paso del huracán Fiona por el país.

Cuevas dijo a Listín Diario que ambos embalses, situados en las provincias Sánchez Ramírez y Monseñor Nouel, respectivamente, sobrepasaron su capacidad, por lo que se inició un proceso de vertido y cuyos caudales comenzarán a bajar en el tiempo establecido.

Pese a este escenario, el titular afirmó que estas presas están bajo control de las autoridades.

“Es un proceso natural se llenan las presas y luego comienzan a bajar los caudales propio de la presa “, contó.

Cuevas reiteró que ese proceso es paulatino, y que en la medida de que avancen los días el caudal de estas represas disminuirá.

Sobre los demás embalses,  comentó que no representan peligro para la población, ya que las lluvias generadas por Fiona aumentaron en centímetros su capacidad como es el caso de la de Tavera (Santiago) y la de jigüey, (San José de Ocoa).

El director del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (Indrhi), Olmedo Caba, pidió este martes a la población a no descuidarse, ya que persiste el peligro de más inundaciones en comunidades adyacentes al bajo Yuna.

El funcionario dijo que seguirá llegando mucha agua, producto de las lluvias arrastradas por el huracán Fiona, en zona Los Peinados, Los Contreras, Limón del Yuna, Barraquito y otras de la provincia Duarte.