Vie. Feb 23rd, 2024

La investigación realizada por el fiscalizador Leury Ureña reveló que durante la discusión entre la imputada y su pareja, Yoel Báez Diloné, la imputada le lanzó una piedra a su pareja, impactando en la cabeza al hijo de ambos.

Un niño de 7 años resultó muerto de una pedrada que su madre le habría lanzado a su pareja y padre del infante, en medio de una riña en este municipio.

Puerto Plata, RD 

La Fiscalía de Puerto Plata solicitó que se le impongan prisión preventiva a una mujer que le provocó la muerte a su hijo de siete años de edad, luego de que resultara herido en la cabeza con una piedra que lanzó a su pareja sentimental, en medio de una discusión, en un hecho ocurrido en el municipio Imbert el pasado lunes.

En la instancia depositada en la Oficina Judicial de Servicios de Atención Permanente de Puerto Plata, el Ministerio Público solicita la prisión preventiva en contra de Elvia María Estrella, quien se encuentra detenida en un recinto penitenciario de esta provincia, por la muerte del infante, hasta tanto se le conozca la medida de coerción.

La investigación realizada por el fiscalizador Leury Ureña reveló que durante la discusión entre la imputada y su pareja, Yoel Báez Diloné, la imputada le lanzó una piedra a su pareja, impactando en la cabeza al hijo de ambos.

La audiencia para el conocimiento de la medida de coerción fue aplazada para este viernes 9 de febrero, a solicitud de la defensa de la imputada, que pidió más tiempo para preparar sus medios de defensa

En relación con el hecho, el fiscal titular de Puerto Plata, Kelmi Duncan, destacó la importancia de preservar los valores familiares, resaltando que la violencia y tragedias como estas afectan la esencia misma de la unidad familiar.

“Es fundamental reflexionar sobre la prevención y el apoyo a las familias para evitar que situaciones tan lamentables se repitan en el futuro”, dijo Duncan a través de un comunicado de prensa.

La procuradora fiscal Ana Mariela Hernández representó al Ministerio Público en la audiencia que conoce el juez de Atención Permanente, Romaldy Marcelino Henríquez.

El caso ha recibido la calificación jurídica provisional de violación a los artículos 295 y 304 del Código Penal Dominicano, los cuales tipifican y sancionan el homicidio voluntario.